¿Cuál es tu relación con el dinero?

En este capítulo vamos a estar hablando de un tema un poco tabú para algunas personas: el dinero. ¿Cómo es que el dinero influye en tu negocio online cuando hablar de esto puede ser un problema? El motivo principal es que simple y llanamente las personas no están acostumbradas a hablar de dinero. No estamos educados para eso ni acostumbrados, el simple hecho de hablar de números nos  pone incómodos.

Desde pequeños nos crían diciendo que tenés que ser rico, pero a la vez que eso es malo o de mala persona, es como contradictorio, hasta se enseña de que hablar de dinero es de mala educación.

Cuantas veces escuchaste decir algo como ¿Quiero tener mucha plata? Pero nunca algo como “¡Quiero tener un negocio para poder vivir la vida que quiero!”, o si… tal vez lo escuchaste, pero de una o dos personas solamente. La gente que persigue el dinero como un fin nunca va a llegar a hacer nada porque el dinero en si no es un fin, es solo un medio para hacer cosas.

La relación con el dinero que tenemos en Wanderlancers ha ido evolucionando con los años a través de nuestras carreras Freelance. Al día de hoy hablamos de montos que a mucha gente le parece una barbaridad y a otros les parece muy poco. Hemos aprendido a tomarlo en relación más que nada a nuestro trabajo y es un aprendizaje que lleva tiempo. Hoy podemos darte un pequeña ayuda a enfrentar ciertas cuestiones con el tema.

 

El dinero es una mentalidad

 

Es muy común estar en una reunión de amigos o familiares y al empezar hablar de dinero la cara de las personas se transforman, algunos hasta reaccionan de mala manera y es entendible ya que el problema general es que la gente no tiene relaciones sanas con el dinero. Una relación no sana con el dinero puede llegar a destruir tu negocio si te dejas llevar por ciertas formas de pensar.

Si estás haciendo un emprendimiento, o si ya lo tenés, es muy probable que hayas empezado el mismo con un ideal de la vida que querés vivir, pero mientras fuiste investigando sobre tu negocio y lo que tenías que hacer para llevarlo adelante te de diste cuenta de que si no generabas el dinero suficiente, a la larga no iba a haber negocio posible.

Seamos sinceros, está todo bien con la flexibilidad horaria, ser tu propio jefe o trabajar desde la playa, pero si tenés un negocio es porque querés ganar dinero. Entender esto que parece tan obvio es una meta esencial para que un negocio avance de manera efectiva. Cuando tenés una relación nociva con el dinero es cuando esta meta nunca se llega a cumplir.

Siempre que pensás de forma negativa con respecto al dinero termina siendo auto destructivo. Esta mentalidad negativa se puede dividir en varias formas que veremos a continuación: miedo por el dinero, desesperación por el dinero, la mentalidad impulsiva y la mentalidad del acaparador.

 

El miedo

 

El miedo no es malo por si mismo, simplemente es una respuesta a un peligro que se presenta. Al menos que tengas un león persiguiéndote en una selva y se active tu instinto de salir corriendo ahi seria justificado, fuera de eso el miedo no tiene mucha utilidad en tu negocio.

Cuando estamos hablando del miedo en relación al negocio lo único que hace paralizarte y no te sirve para avanzar. Una manifestación muy clara del miedo siendo Freelancer puede ser cuando hablás con un cliente por un rato y al final este te pregunta “¿Cuánto cobras?”, ahí ya te empieza a agarrar un nudo en el estómago. Automáticamente te empezás a decir a vos mismo: “¡Si le digo este precio seguro se va ir con otro!”, “No me va a contratar porque cree que es muy caro” o “¡No puedo perder este cliente! Mejor le digo un precio más barato así me da el trabajo”.

El cliente nunca se enteró de todo esto que está pasando en tu cabeza y vos te auto-negocias con vos mismo o misma para ir bajando el precio en base a una respuesta de una situación que es imaginaria. Lo único que lográs con este comportamiento es perjudicarte (Al menos que haya un león en la habitación :P)

A veces el cliente puede percibir el miedo, aun estando en un formato digital y sin que nunca te vea la cara ya que muchas veces lo que te pasa por dentro podés exteriorizarlo de manera inconsciente. Por ejemplo si escribís un presupuesto casi rogando que te contraten lo único que vas a lograr es que el Cliente salga corriendo o se aproveche de vos. ¿Te ha pasado esto?

 

La desesperación

 

Es parecido al miedo, son como primos: se percibe de una manera inmediata. La desesperación hace que el tiempo se deforme sin que lo notes: de repente estas apurado por todo, te tienen que dar el trabajo ya y no querés perder el cliente de ninguna forma.

El cliente nota esto de una forma muy negativa, percibe como que algo está mal y lo único que lográs es que el cliente se pregunte porque estas actuando así. Haces dudar al cliente de lo que estas diciendo u ofreciendo y una de las cosas que no querés es justamente eso: dudas!.

Uno siempre tiene que estar seguro incluso cuando el cliente te rechaza. Nunca tenés que estar dudando del precio o de como implementás tu servicio. El cliente también va a tener su relación con el dinero y puede que alguna vez esto le haga tomar una decisión sobre un proyecto y vos no tengas nada que ver con su decisión. En este caso, si no te contratan lo mejor es entender que es por miedos del cliente no tuyas.

Hace poco, en el grupo de Freelancers y Profesionales Online debatíamos un topic interesante: Ser Latinos hace que nos paguen menos. Esto fue planteado por uno de los miembros del grupo y obtuvo muchas respuestas distintas, pero la reflexión general es que no te pagan menos por ser Latino, por vivir en otra franja horaria o por hablar en español. La realidad de que te paguen menos es por el tipo de relación que tenés con el dinero, como la llevas al negocio y como la comunicas al cliente.

De todas formas, vas a encontrar muchos clientes que si piensan que al ser de un país tercermundista esto les habilita a pagarte menos. Esto no implica que vos no puedas dar vuelta ese pensamiento, dejar en claro tu valor y justificar lo que estas cobrando. De hecho es algo que deberías hacer con todo el mundo.

La idea de que por ser tercermundista uno tiene que cobrar menos nace desde la negatividad así que hay que evitar estos tipos de pensamientos y concentrarnos en el valor de nuestro trabajo.

 

La mentalidad impulsiva

 

Estas son personas que no piensan en el negocio en sí sino que se quedan en la idea de negocio. Son las típicas personas que vienen con una idea revolucionaria para innovar en el mercado que no probaron, que no investigaron y es algo que se les ocurrió el fin de semana. Seguramente esa persona venga a decirte algo como “Necesito un socio que me ayude con una idea que tuve, necesitamos el logo, la web y salir a vender.”, esto suele traducirse en “trabaja vos y si la pegamos dividimos 50-50”.

 

Son personas que tienen la finalidad de sentirse útiles y no plantear un emprendimiento desde el punto de vista de un negocio. Quieren sentir que estas siendo emprendedores o que estás haciendo algo sin tener una estrategia real. No piensan en modelos de negocio, simplemente se mandan una y otra  vez con lo que se les ocurre. No estamos diciendo que esta actitud este mal pero estas personas suelen arrastrar a otras a un camino que no lleva a ningún lado. Hacer las cosas sin estrategia ni planificación es la receta para el fracaso.

Desde ya te aconsejamos que te mantengas muy lejos de este tipo de personas.

 

La mentalidad del Acaparador

Puede que esté relacionada al miedo y son esas personas que sienten que todo es un gasto. Estas personas sienten que el dinero está hecho para ser ahorrado y que cada vez que tienen que hacer un gasto lo sufren. No invierten lo que los hacen felices y si lo hacen son infelices al hacerlo.

Desde ya este tipo de mentalidad es muy nociva porque te pone trabas en todo momento: no te deja avanzar y si lograste algo no te deja disfrutarlo. Esta debe ser una de las mentalidad mas extendidas entre las personas, se da mucho por lo incierto que es el futuro por lo cual tendemos a agarrarnos de algo.

 

¿Cómo podés hacer para identificar que tipo de relación tenés con el dinero?

Como siempre: te vamos a aconsejar hagas una lista. Una lista de aquellas cosas que pensás en relación al dinero, sirve mucho hacerlo tipo oración con espacio en blanco, como cuando íbamos a la escuela y nos enseñaban otro idioma. Hay que poner lo bueno como lo malo. Por ejemplo:

“Yo creo que la gente con dinero es ________”

“Yo creo que la gente con dinero es ________”

“Yo creo que la gente con dinero siente ________”

“Yo creo que la gente con dinero hace ________”

 

Y así sucesivamente, podés poner todo lo que quieras. Todas esas cosas que te hagan sentir como funciona el dinero en relación a vos. La idea es identificar cuáles son las cosas que pueden ser negativas y que estén poniéndote trabas al momento de relacionarte con el dinero y con tu negocio.

Una vez que identifiques cuál es tu relación con el dinero empezás a ver como se refleja en tu negocio y como esto puede beneficiarte. Las coas que identifiques como malas o que creas que te tiran atrás las podes cambiar.  Recordá que el dinero tiene su lugar, pero no es el fin sino más bien un medio para lograr cosas.

¡Dejanos tus dudas en los comentarios!

 

¿Estás buscando clientes? ¡Bajá GRATIS la lista de 75 Lugares donde conseguir Clientes!

¿BUSCÁS CLIENTES?

¡BAJÁ LA LISTA CON 75 LUGARES PARA CONSEGUIR CLIENTES!

Finanzas Personales para Freelancers con So de Blog&Lana

Finanzas Personales para Freelancers con So de Blog&Lana

Hay muchos Freelancers que cuando escuchan la palabra "Finanzas" los calores les recorren el cuerpo y no saben como manejarlos. Las finanzas personales para freelancers no son solo el manejo del dinero en si. Son todas las herramientas, estrategias y métodos para...

Cómo ser más productivo en el día a día

Cómo ser más productivo en el día a día

Ser productivo en el día a día es algo que tiene dos caras: te puede ir muy bien o te puede jugar completamente en contra. Estas dos caras de una monedad que siempre esta girando se muestran constantemente en nuestro día a día.   ¿Tan necesario es estar 10...

El camino emprendedor de Gaby Higa

El camino emprendedor de Gaby Higa

Trabajar de lo que te gusta suena muy motivante, especialmente cuando lo escuchas de las personas que ya están viviendo de las cosas que les gustan. Pero para llegar a este punto hay que transitar un camino en el cual se presentan muchos desafíos. El dicho popular...

4 Comentarios

  1. Raúl Avila Hernández

    Me gustó mucho la publicación dice cosas muy interesantes este tema estoy seguro ayudará mucho a la relación con el cliente, considero le dará un toque más profesional a mi negocio.

    Responder
    • Sol

      ¡Qué bueno que te guste el episodio, Raúl!

      Responder
  2. Billy

    Muy cierto este post en todo sentido; además te invita a replantearte tú relación con el dinero de tal forma que no te afecte sino que sea sana.

    Me sirve mucho a decir verdad.

    Responder
    • Sol

      ¡Hola Billy! ¿Cuál es tu relación actual con el dinero?

      Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Vas a recibir un email de confirmación. ¡Asegurate de hacer click en el link para recibir la Lista!

¡Ya casi! Controlá tu casilla de correo y confirmá tu email para recibir la lista con 75 Lugares para Conseguir Clientes.

Pin It on Pinterest

Share This